fbpx
El sector inmobiliario no ha dejado de crecer. El éxito y el notorio crecimiento de este sector puede interesar a los emprendedores, y quizá por esto estás pensando en entrar en este mercado. Y si tienes en mente emprender en esta área, quizás unirte a una franquicia inmobiliaria importante sea lo más conveniente, para que te brinde las comodidades de negocio para empezar con todo lo necesario. Pero, aunque los franquiciadores ofrezcan un paquete informativo completo, tal vez te surjan algunas dudas como ¿puedes abrir una franquicia inmobiliaria sin inversión?

Aspectos a tener en cuenta

La verdad es que para unirte a toda franquicia, debes hacer un mínimo de inversión. Esto se comprende si revisamos el concepto mismo de franquicia. De acuerdo a esta noción, se trata de un contrato entre dos partes, en la que una, llamada franquiciador, cede los derechos de uso de una marca comercial a la otra parte, llamada franquiciado. Junto a la marca, el franquiciado puede hacer uso de todo el sistema comercial de la franquicia, desde los canales de operación hasta la formación para aprender a usarlos adecuadamente. Este uso del sistema de la franquicia no es gratuito, sino que debe ser pagado por el franquiciado a modo de royalties establecidas en un contrato legal.

Tipos de franquicias

Existen franquicias inmobiliarias de lujo, que son altamente costosas. También puedes optar por una franquicia inmobiliaria tradicional. E incluso nuevos modelos que se aprovechan del avance de las TIC´s. De igual manera, sea cual sea el modelo elegido, existen diversas ventajas y límites a la hora de decidir entrar en el mercado inmobiliario con una franquicia.

Características de una franquicia inmobiliaria

Si bien es cierto que sobre el papel no es posible abrir una franquicia inmobiliaria sin inversión, la realidad es muy diferente. Actualmente, pertenecer a una franquicia inmobiliaria supone ciertos beneficios que pueden marcar la diferencia entre el éxito o el fracaso, lo cual te ayudará más rápida o lentamente a recuperar esa inversión o a pagar un posible crédito solicitado para unirte a ella. Y ojo, porque no solo existe la inversión inicial, sino que cada modelo de franquicia cuenta con cánones y royalties mayores y menores, así como con condiciones que pueden ayudarte a afrontar el pago para unirte a ellas. ¡Aquí te damos algunas opciones que te pueden ayudar!

Pago fraccionado

Para abrir una inmobiliaria mediante un modelo de franquicia sin ingreso inicial, puedes consultar a la franquicia la posibilidad de hacer el pago de canon por partes, de manera que satisfacer la cuantía inicial sea más llevadera al contar con tus propios ingresos como franquiciado. Recuerda que, aunque en principio debas invertir en la franquicia, a medio y largo plazo esto supondrá una reducción de costes. El respaldo de la propia franquicia te permitirá un ahorro sustancial de los gastos, por lo que dispondrás de mayores beneficios desde el primer momento.

Crédito bancario

El banco siempre es un recurso para cualquier modelo de negocio. Para que éste confíe en ti, necesitarás convencerlo sobre la viabilidad del proyecto. La franquicia te puede facilitar un buen plan de negocio, que te ayudará a obtener este crédito. Además, puedes consultar en las entidades que ya cuentan con planes personalizados para las franquicias. De hecho, Banco Sabadell y BBVA cuentan con líneas de negocio para este tipo de operaciones que incluyen condiciones muy interesantes.

Créditos ICO

Las líneas de crédito ICO y las ayudas gubernamentales ponen a tu disposición condiciones muy favorables para iniciarse en un modelo de negocio. Esto lo hacen las administraciones y gobiernos para favorecer la generación de empleo y dinamizar la economía en las diferentes áreas y sectores. Existen ayudas muy interesantes y los créditos ICO están pensados exclusivamente para la actividad empresarial. Conseguir información al respecto es tan sencillo como visitar la Asociación de Empresarios de tu localidad o la Cámara de Comercio provincial.

Asóciate con un inversor

Buscar la asociación con un inversor puede darte el apoyo económico que necesitas. Además, actualmente, las nuevas tecnologías incluyen a empresas de finanzas tecnológicas que nacen con el objetivo de la financiación participativa. Son las denominadas fintech.

Mecenazgo

Si las nuevas tecnologías no te ofrecen mucha confianza, siempre puedes recurrir al mecenazgo. Esta práctica existe desde el siglo 27 a.C., así que su solidez ya está más que probada. La versión más actual es el denominado crowdfunding, o micro mecenazgo, que constituye una vía de financiación colectiva que se rige por un funcionamiento colaborativo. Es decir, de forma independiente, los prestamistas aportan una cantidad de dinero determinada a un proyecto, causa y empresa. En contraprestación, reciben algún beneficio o recompensa. Además, también puedes recurrir a la figura del crowdlending, que es una financiación entre particulares y empresas. El préstamo lo realiza un grupo de personas que aportan pequeñas cantidades cada una, reflejando el acuerdo mediante un contrato. A la hora de invertir en una franquicia inmobiliaria debes tener en cuenta todos los pros y los contras, incluyendo las diferentes opciones de financiación. Aunque no exista la opción de unirse a una franquicia inmobiliaria sin inversión alguna, existen estas opciones accesibles a las que puedes optar.

¿Por qué unirse a una franquicia inmobiliaria?

No cabe duda de que una de las razones para unirse a una franquicia inmobiliaria más importante, es el respaldo de una marca y un método de negocio, implican un gran impulso cuando se entra en un mercado competitivo y pujante como lo es el inmobiliario. Contar con una identidad conocida dentro del mundo inmobiliario permitirá que tu negocio comience con un buen pie y facture más rápido y con menos esfuerzo. Además, si estás formando un equipo de trabajo, tendrás un apoyo fundamental con el entrenamiento proporcionado por la casa matriz de la franquicia. Esto permitirá desarrollar y consolidar una coordinación entre los procesos necesarios y alcanzar los objetivos propuestos. Junto con la formación, el obtener un método de trabajo comprobado para captar clientes es otra razón por la cual decidir invertir en una franquicia inmobiliaria, como por ejemplo, PRIMER GRUPO. Asimismo, tener dispuesta una estructura de marketing te permitirá llegar a tu público objetivo. Finalmente, aunque en principio las personas observan el pago de un canon o de los royalties como un aspecto limitante, muchos emprendedores también lo toman como un incentivo para mantener el negocio siempre productivo y una herramienta de impulso desde el inicio para evitar fracasar en la ardua tarea que es emprender un negocio. Se trata de buscar siempre ser más efectivo en la acción sobre el mercado.
Rate this post